LA REVISTA MUSICAL DE BARCELONA

 MALUMA LLENA EL PALAU SANT JORDI CON SU  TOUR "F.A.M.E "

 Este pasado Sabado se dieron cita en el Palau los incondicionales de este fenomeno caribeño llamado Maluma  entre el público de Maluma a pesar de las controversias de los ultimos dias el publico era mayoritariamente femenino en el Sant Jordi

 El dúo Natalia & Esther (a los platos la primera, la segunda violín en ristre) calentó previamente el ambiente con ritmos latinos, algo de pop épico y EDM, todo ello adornado por apuntes de cuerda en vivo. Preámbulo de puño en alto, pero que no logró despegar al público de sus butacas (también en pista las había: platea y grada sumescal, extraña disposición para un concierto reguetón)

El cantante colombiano del momento, Maluma, visita seis ciudades españolas dentro de su gira F.A.M.E. Tour. La última parada de este polémico artista (por la imagen machista que da de la mujer en sus canciones y apariciones públicas) es en Barcelona el próximo sábado. Antes ha pasado por Palencia, Madrid, Málaga, Sevilla y València. Con solo 24 años, este artista latino goza de una de las mayores proyecciones internacionales dentro del género del reggaetton. En la última edición de los premios musicales Video Music Awards (VMAs 2018) se convirtió en el primer artista invitado en interpretar una canción en la gala toda ella en castellano. Algunos colectivos feministas le acusan de cosificar a la mujer en sus letras y han recogido firmas en la plataforma digital Change.org para que en sus directos en España no cantara ciertas letras que consideran denigrantes por su carga misógina. Lejos de afectarle las críticas, Maluma ha seguido rodeándose de explosivas mujeres ligeras de ropa en sus actuaciones y también en su último videoclip, Mala Mía, con más de 59,5 millones de visualizaciones en YouTube.

Ver más en: https://www.20minutos.es/noticia/3438525/0/maluma-se-pone-a-prueba-en-barcelona-como-icono-latino/#xtor=AD-15&xts=4672
El cantante colombiano del momento, Maluma, visita seis ciudades españolas dentro de su gira F.A.M.E. Tour. La última parada de este polémico artista (por la imagen machista que da de la mujer en sus canciones y apariciones públicas) es en Barcelona el próximo sábado. Antes ha pasado por Palencia, Madrid, Málaga, Sevilla y València. Con solo 24 años, este artista latino goza de una de las mayores proyecciones internacionales dentro del género del reggaetton. En la última edición de los premios musicales Video Music Awards (VMAs 2018) se convirtió en el primer artista invitado en interpretar una canción en la gala toda ella en castellano. Algunos colectivos feministas le acusan de cosificar a la mujer en sus letras y han recogido firmas en la plataforma digital Change.org para que en sus directos en España no cantara ciertas letras que consideran denigrantes por su carga misógina. Lejos de afectarle las críticas, Maluma ha seguido rodeándose de explosivas mujeres ligeras de ropa en sus actuaciones y también en su último videoclip, Mala Mía, con más de 59,5 millones de visualizaciones en YouTube.

Ver más en: https://www.20minutos.es/noticia/3438525/0/maluma-se-pone-a-prueba-en-barcelona-como-icono-latino/#xtor=AD-15&xts=467 

 Después de 38 minutos de hilo musical, o lo que es lo mismo, de retraso, llegó el Momento. El logo de Maluma (una gran M, estilo Motown, dorada y coronada) tomó las pantallas y su banda se situó en el escenario al son de nada menos que 'They don't care about us' de Michael Jackson. Siguió un vídeo sobre la fama, primero de varios: su último disco se llama 'F.A.M.E.' y estos fragmentos audiovisuales apuntalan el marco conceptual de la gira de presentación. 

 Entre los peligros de la fama está que te salgan detractores. Y el primer tema de la noche, '23', parece cargado de dardos a dos de ellos, J Balvin y Nicky Jam  Menos tenso se muestra Maluma en 'Corazón', en la que sacude caderas rodeado de ocho bailarinas. Unos 'scratches' dignos de Mix Master Mike introducen el éxito 'Vente pa' ca', dance-pop que no cuesta imaginar cantado en inglés por Kylie. 

Siguieron éxitos compartidos, 'Clandestino' (original con Shakira, sustituida por una inspirada corista) y 'Me llamas' (de Piso 21, con él como invitado en un remix), antes del momento delicado de 'Mala mía', single cuya portada y videoclip causaron polvareda en las redes. "No importa lo que digas/ en el fondo me quieren/ y por eso me invitan", cantó el ídolo despreocupado, ante más (buenas) pasiones que oposiciones. 

 Ambientación 'yacht rock' para anunciar que esta noche (en realidad son todas) Maluma quiere subir a una chica al escenario para el próximo tema. Las voluntarias fueron multitud, pero el ídolo solo buscaba a Lorena, una joven con síndrome de Down. Le cantó una entregada 'El perdedor', primero de pie, luego sentado en su regazo, finalmente de rodillas, mostrando dotes de astuto cortejador. Y para terminar de alegrar la noche a su invitada, le regaló las gafas.

Cerró el interludio baladístico con 'Marinero' y, tras otro vídeo conceptual, sacó su artillería más pesada: la salsera 'El préstamo'; el megahit 'Borro cassette'; otro éxito ('Chantaje', sinuoso y magnético) compartido originalmente con Shakira... Lástima que Maluma tienda a alargar demasiado las canciones, o a hablar bastante entre ellas, rompiendo un poco el ritmo de lo que podría (debería) ser una fiesta sin respiro.

 Para el bis quedaron 'Felices los 4', 'GPS' y esa oda a la poligamia llamada 'Cuatro babys', pero aparte de todo la polemica por estos temas ,el publico agradecio al cantante su gran despliege en el escenario asi como la gran puesta en escena

 

BARCELONAMUSIC  |  barcelonamusic@hotmail.es